Categoría: Contemplación

“Quédate” Entra, Señor, entra en mi destartalada casa, aunque esté muy adornada; entra, toma posesión de ella, y quédate, quédate siempre, ilusionando mi camino, con la puerta del corazón siempre sensible y abierta, soltando todo el lastre que me retenga, que me cierre en un mundo artificial y muchas veces indiferente. Entra y quédate para […]

Leer más

“Tu luz” No quiero vivir sentado, ni cegado ni paralizado, quiero correr aunque no vea, o mis piernas no respondan. Quiero que mi corazón siga vivo descubriendo tu paso en mi vida, sintiendo que tu luz no puede apagarla nadie,  y que tu esperanza es camino que nada ni nadie puede cerrar. Quiero vivir de […]

Leer más